Rock al Parque 2017, jornada 2: el día en que todo puede pasar [review]

El segundo día, como ya es costumbre, es el día miscelánea. Un día en el que entra todo lo experimental, lo híbrido, lo raro. Es un día dispuesto para todos aquellos que gustan de los nuevos sonidos y se dejan llevar por las estructuras más inesperadas.

La banda de Medellín Antised, descrestó con una presentación estridente, abanderando una valiente y fornida argamasa de punk y hardcore que sumergió en pogo y exclamaciones de guerra a los asistentes tempraneros. Desde Chile, Cómo Asesinar Felipes, una singular agrupación con largas estelas funkies combinadas con hip hop y jazz hizo entrar en trance a la concurrencia que, prácticamente obnubilados por un sol tremendo, hizo el aguante, coreó y hasta bailó. Inmediatamente después y, sobre el mismo escenario, los caleños de Estado De Coma estallaron sus gargantas con un hardcore colérico, recio, de armas tomar. Show efusivo, vertiginoso, llevado a cabo con honestidad, directo a los pómulos. El mejor abrebocas para los neoyorkinos de H2O que pasaron a liderar la tarde bogotana con autoridad callejera. La voz de Toby Morse estuvo impulsada por un motor de fórmula uno. El tipo se fue hasta el público, corrió por todos lados, invitó a su hijo a tocar. La guitarra de Rusty Pistachio nunca decayó y supo marcar, con su prisa característica, una simetría sonora saciada de agresividad. Adam Blake (bajo) y Todd Friend (batería) forjaron sus respectivos galopes como dos enfurecidos animales. Al final pausa, hidratación, descanso. H2O supo agotar las baterías muy temprano, igual, no se podía esperar otra cosa.

Por Bio pasaron los bogotanos de La Vodkanera con una propuesta que oscila entre ska, música balcánica, cumbia, reggae y punk. Esta mezcolanza es robusta y tiene mucho sentido en vivo. Después los argentinos de Los Caligaris llegaron con “el show más feliz del mundo”. Una multitud se unió con ese ska tan propio que llevan elaborando desde 1997: “que corran todos los demás, nosotros vamos caminando” y “no somos muchos, no somos pocos, pero estamos todos locos” gritaba la turba arrebatada por el tufo y el sudor. Más adelante hicieron su aparición los Sig Ragga, también argentinos, con atuendos y maquillajes plateados y un eco que bajó varios cambios a la onda que se venía repartiendo. Su sonido personal y bastante aplacado -con gran elaboración lírica-, dio mucho de qué hablar entre los asistentes que esperaban algo, sin duda, mucho más rudo. Sin embargo la impresión fue positiva y bueno, era domingo, y apenas entraba la noche.

En Eco se presentó por primera vez en el festival una banda China: Zhaoze. Vale anotar que también era la primera vez que salían de su país. Zhaoze es vanguardia pura, una perla exótica. Rock progresivo prácticamente académico. Elevaron un sonido penetrante ceñido a una instrumentalidad meteorológica. Un show despejado y de alta calidad con bastantes gotas de LCD encima.

Las bandas que cerraron cada uno de los escenarios fueron Macaco de España, Titán de México y Obituary, de Estados Unidos. Me centraré en esta última, básicamente por ser la única pesada del cartel, sin visos de pop, ni rap, ni precipitados amasijos electrónicos. Los oriundos de Tampa, Florida, empuñan las banderas del death metal desde hace más de 30 años. Son feroces y anárquicos. Perfectos para triturarse en licuadoras de hierro. La música de Obituary no es otra cosa diferente a estocadas en lo más profundo del estómago. La voz de John Tardy es una cremallera que sube y baja desgajando oídos, rostros, extremidades. Un verdadero lujo que duró poco más de 50 minutos.

Texto: Gio Jaramillo

Fotos: Dahian Cifuentes

Dejá tu mensaje

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: